Alguien dijo una vez: “Si no existiera la música, la vida sería demasiado aburrida”. Esta frase, que la mayoría de nosotros suscribiríamos, alcanza un sentido más pleno si pensamos en lo que la música, el ritmo, han supuesto para el pueblo africano a lo largo de los siglos. Forman parte de su idiosincrasia, y una buena prueba de ello es este vídeo que nos despierta una envidia sana.

Deja un comentario